Rescatando juegos del olvido: las payanas

0
295

Cuando era niña, siempre que llovía o cuando junto a mis hermanas ya nos habíamos cansado de correr, saltar y trepar a los árboles frutales del patio de casa, jugábamos a las payanas. Íbamos pasando las diversas pruebas, tratando de no cometer errores, la idea era aprender nuevas habilidades cada vez que compartíamos el juego. Las payanas tiene distintos niveles de dificultad, y el desafío es pasar cada nivel, antes de que la otra jugadora o jugador, lo logre.

Lo cierto es que este juego infantil tradicional, ya era disfrutado por los habitantes nativos de nuestras tierras, cuando aún los conquistadores no había llegado a América. “Lo practicaban niños tobas y wichís con carozos o semillas a fin de desarrollar destrezas manuales y aprender a contar. Para avanzar en grados de complejidad, utilizaban progresivamente semillasmás pequeñas”[i]. Ellos lo llamaban “Kapichua“.

Por otro lado, los Mapuches jugaban al auarr-cudén, de características similares al de las payanas y los dados“Para jugarlo se utilizaban tres o cuatro habas partidas por la mitad, de lo que resultaban seis u ocho fichas, una de cuyas caras se ennegrecía con humo. Los jugadores se sentaban en círculo y por turno arrojaban al aire las piezas. Cuando las caras negras eran pares ganaba el tirador y los tantos se computaban mediante un complejo sistema de cuentas de tipo decimal o senario decimal[ii]

Es así como el juego de las payanas forma parte de nuestro acervo cultural y desde aquellos tiempos se ha ido transmitiendo de generación en generación. Era muy practicado en nuestro país por niños en edad escolar hasta 1990, año en que comenzó a quedar en el olvido. En algunas partes de Argentina hay niños que nunca oyeron hablar de él.

Quienes lo conocemos, somos los responsables de comunicar y difundir este juego que amenizaba la vida de los habitantes originarios. Estimular su práctica es una forma de revalorizar y difundir nuestra cultura y por qué no, de sacar un poco a los chicos de las múltiples pantallas.

¿Cómo se juega?

Se practica con cinco piedras pequeñas u objetos similares. Consiste en ir tomándolas del suelo al tiempo que se arroja una de ellas al aire y se vuelve a tomar sin que caiga al piso. En este juego se debe equilibrar cierta cantidad de piedras en la palma extendida de la mano. La idea es lanzar las piedras verticalmente con la palma al cielo extendida en posición horizontal y, mientras dura su trayectoria, invertir la orientación de la palma para recibirlas.

El juego va aumentando su dificultad. Se tiran las 5 piedras al suelo, se selecciona una, se la tira hacia arriba y cuando va en el aire se  toma una piedra del suelo y se recibe la que viene cayendo del aire, para luego, en otra etapa, tirar una piedra al aire y recoger dos o tres del suelo. Tiene muchas etapas o pruebas que se van complicando, como así también variantes. Es muy divertido para chicos y grandes y lo pueden jugar dos o más personas.

Reglas completas del juego, aquí.

Referencias

[i] http://es.wikipedia.org/wiki/Payana

[ii] http://www.acanomas.com/Historia-Juegos-Tradicionales-de-Argentina/1327/Juegos-Aborigenes.htm

Fuentes: Wikipedia, Academia del Folflore, Acanomas.com

Compartir
Artículo anteriorConcurso “Niños inventores para un futuro mejor”: enterate de qué se trata
Artículo siguienteEncanto Colombiano: los imperdibles de San Andrés, Cartagena de Indias y Bogotá
Sol Castro
Directora y Editora de Qué hacemos má?! Periodista cultural. Lic. en Comunicación Social (Facultad de Comuninación-UNC). Técnica Superior en Cine y especialista en Comunicación digital. Como periodista y emprendedora, creó el primer medio digital de Córdoba y Rosario, especializado en arte y cultura para niños y jóvenes. Docente de Periodismo Cultural en el Goethe Institute-Córdoba, Cocina de Culturas, UNC (Facultad de Ciencias de la Información) Universidad Nacional de Córdoba y coordinadora de Talleres de Animación a la lectura y escritura y Cine para chicos y jóvenes.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here